XXIV DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO -CICLO B- 16 de Septiembre

«TÚ ERES EL MESÍAS»

“COJEREMOS JUNTOS LA CRUZ DE CADA DÍA… TÚ ME SOSTENDRÁS”

LECTURA DEL SANTO EVANGELIO

SEGÚN SAN MARCOS 8, 27-35

En aquel tiempo, Jesús y sus discípulos se dirigieron a las aldeas de Cesarea de Filipo; por el camino, preguntó a sus discípulos: «¿Quién dice la gente que soy yo?»

Ellos le contestaron: «Unos, Juan Bautista; otros, Elías; y otros, uno de los profetas».

Él les preguntó: «Y vosotros, ¿quién decís que soy?» Pedro le contestó: «Tú eres el Mesías.»

Y les conminó a que no hablaran a nadie acerca de esto. Y empezó a instruirlos: «El Hijo del hombre tiene que padecer mucho, ser reprobado por los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, ser ejecutado y resucitar a los tres días».

Se lo explicaba con toda claridad. Entonces Pedro se lo llevó aparte y se puso a increparlo. Pero él se volvió y, mirando a los discípulos, increpó a Pedro: «¡Ponte detrás de mí, Satanás! ¡Tú piensas como los hombres, no como Dios!».

Y llamando a la gente y a sus discípulos, y les dijo:

«Si alguno quiere venir en pos de mí, que se niegue a sí mismo, tome su cruz y me siga. Porque, quien quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mí y por el Evangelio la salvará. Pues ¿de qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero y perder su alma».

Palabra del Señor

“¿QUIÉN ES JESÚS PARA NOSOTROS”           

¿Médico, Amigo, Maestro, Pastor, Agua viva, Pan de vida eterna, Señor de nuestra vida, Juez supremo, Redentor de nuestros pecados? Lo que tiene que quedar bien claro es esto: no hay en todos los libros sagrados inspirados por Dios ni otro mesías que el doliente de los profetas ni otro Jesús que el nacido para la vejación, la cruz y la resurrección, ni otra Iglesia que la fundada para el servicio y salvación de los hombres ni otro cristiano que el imitador de Cristo. Querer una Iglesia triunfalista es desnaturalizar, secularizar y socializar la Iglesia. Tenemos que convencernos que el triunfalismo es antievangélico. Tachemos de nuestra agenda toda altivez y empaque religioso, y vivamos humildes, alegres y firmes en la fe mesiánica proclamada por Cristo en el evangelio de hoy, no por Pedro, a quien Cristo tuvo que llamarle fuertemente la atención.

CITAS PARA REFLEXIONAR:

«La verdadera caridad es un poco atrevida: no tengamos miedo a ensuciarnos las manos para ayudar a los más necesitados» Papa Francisco

IGLESIA NOTICIAS:

  • El Papa Francisco anuncia su deseo de viajar el año próximo a Japón.
  • La clausura del Año Jubilar de Covadonga, que tuvo lugar el sábado 8 contó con la presencia de la Familia Real, siendo el primer acto institucional de la princesa Leonor.
  • Ya son 11.000 oradores de WhatsApp. La iniciativa 10 minutos con Jesús surgió de una madre y profesora preocupada por la oración de sus hijos y alumnos durante las vacaciones de verano.
  • Operación: Recuperar a los jóvenes. La renovación de la pastoral juvenil que impulsa el Papa va muy en serio. Esta es la promesa que dejaba en Madrid el secretario especial del Sínodo de los obispos que se celebrará en octubre, el salesiano Rossano Sala.
  • «Una desamortización encubierta». Es la intención del Gobierno de reclamar a la Iglesia los bienes inscritos por esta a su nombre que considere que deben ser de «dominio público». El ministerio tiene una lista en la que figuran la catedral de Córdoba o la catedral de Zaragoza.
  • Las organizaciones que aglutinan la enseñanza concertada buscan agotar todas las vías de diálogo. Eso sí, si pone en marcha medidas que atenten contra la libertad educativa acudirán a la justicia y saldrán a la calle.
  • “Campaña de Comunicación de Bienes entre las Parroquias de la Diócesis de León”,  es una iniciativa con la que desde hace nueve años se pretende allegar fondos para destinarlos íntegramente a las parroquias más pequeñas y que más dificultades tienen para sostener económicamente sus necesidades.
  • Los obispos de Astorga y León se manifiestan sobre el anunciado cierre de la factoría de la empresa VESTAS en Villadangos (León).
  • Los Grupos de Lectura creyente que desde el año 2010 se mantienen activos en la Diócesis de León se preparan ya para iniciar el nuevo curso pastoral.

EXALTACIÓN DE LA SANTA CRUZ

El 14 de septiembre la Iglesia celebra la fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz. Alguna persona no cristiana podría preguntarnos: ¿por qué “exaltar” la cruz? Podemos responder que nosotros no exaltamos una cruz cualquiera, o todas las cruces: exaltamos la Cruz de Jesús, porque en ella se ha revelado al máximo el amor de Dios por la humanidad.

Hacia el año 320 la Emperatriz Elena de Constantinopla encontró la Vera Cruz, la cruz en que murió Nuestro Señor Jesucristo, La Emperatriz y su hijo Constantino hicieron construir en el sitio del descubrimiento la Basílica del Santo Sepulcro, en el que guardaron la reliquia.

Años después, el rey Cosroes II de Persia, en el 614 invadió y conquistó Jerusalén y se llevó la Cruz poniéndola bajo los pies de su trono como signo de su desprecio por el cristianismo. Pero en el 628 el emperador Heraclio logró derrotarlo y recuperó la Cruz y la llevó de nuevo a Jerusalén el 14 de septiembre de ese mismo año. Para ello se realizó una ceremonia en la que la Cruz fue llevada en persona por el emperador a través de la ciudad. Desde entonces, ese día quedó señalado en los calendarios litúrgicos como el de la Exaltación de la Vera Cruz. La Cruz es fruto de la libertad y amor de Jesús. No era necesaria. Jesús la ha querido para mostrarnos su amor y su solidaridad con el dolor humano. Para compartir nuestro dolor y hacerlo redentor.

Jesús no ha venido a suprimir el sufrimiento: el sufrimiento seguirá presente entre nosotros. Tampoco ha venido para explicarlo: seguirá siendo un misterio. Ha venido para acompañarlo con su presencia. En presencia del dolor y muerte de Jesús, el Santo, el Inocente, el Cordero de Dios, no podemos rebelarnos ante nuestro sufrimiento ni ante el sufrimiento de los inocentes, aunque siga siendo un tremendo misterio.

Santo Tomás explica por qué el dolor físico y moral de Cristo ha sido el mayor de todos los dolores: el dolor corporal fue acerbadísimo, tanto por la generalidad de sus sufrimientos, como por la muerte en la cruz. El dolor interno fue intensísimo, pues lo causaban todos los pecados de los hombres, el abandono de sus discípulos, la ruina de los que causaban su muerte y, por último, la pérdida de la vida corporal. El cuerpo de Cristo era perfecto, muy sensible, como conviene al cuerpo formado por obra del Espíritu Santo para padecer. De ahí que, al tener finísimo sentido del tacto, era mayor el dolor. Lo mismo puede decirse de su alma: al ser perfecta comprendía eficacísimamente todas las causas de la tristeza. 

Su satisfacción es superabundante y «su redención copiosa » (Sal 20, 7). No sólo nos perdonó el pecado y la pena debida, sino que nos mereció la gracia y el derecho al cielo. La satisfacción de Cristo y sus méritos son una verdadera restauración del hombre, pues le devuelven los dones de orden sobrenatural arrebatados por el pecado.

Mientras contemplamos y celebramos la Santa Cruz, pensemos con emoción en tantos hermanos y hermanas nuestros que son perseguidos y asesinados a causa de su fidelidad a Cristo. Esto sucede especialmente allí donde la libertad religiosa no está aún garantizada o plenamente realizada. Por eso hoy los recordaremos y rezaremos de modo especial por ellos.

ORACIÓN: TU ERES EL HIJO DE DIOS

TU ERES EL HIJO DE DIOS

Y nosotros hermanos en la fe

Caminando por tus senderos

Escuchando tus Palabras

Viviendo en el Espíritu Santo.

TU ERES EL MESIAS

El que nos salva cuando nos perdemos

El que nos levanta cuando caemos

El que nos fortalece cuando nos debilitamos.

TU ERES EL HIJO DE DIOS

El que envía el Padre para que le veamos

El que envía el Padre para que le amemos

El que envía el Padre para que le adoremos

El que envía el Padre para que te sigamos.

TU ERES EL MESIAS

Amén

 

Esta entrada fue publicada en Comunidad, Devociones, Liturgia, Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.